954 099 254 / 666 880 507 info@dentalraulpascual.com

Implantes de carga inmediata

La carga inmediata en implantología se define como la colocación de la prótesis en el mismo momento del implante o bien dentro de las 72 horas posterior a la colocación de los mismos. Los implantes dentales son unas fijaciones de titanio que se colocan en el hueso maxilar, con el fin de sustituir las raíces de las piezas dentales perdidas, lo cual permite reemplazar la pieza natural por una pieza artificial de mejor funcionalidad e igual o mejor estética. Por tanto, el implante dental es una base artificial que reemplaza la raíz del diente natural. El cuerpo o raíz del implante se introduce quirúrgicamente en la mandíbula o en el maxilar mediante un sencillo procedimiento. Al cabo de unas 6 semanas el implante cicatriza y se suelda al hueso. Tras este tiempo de espera se coloca la corona sobre el implante ya fijado. Estos implantes anclados al hueso soportarán los nuevos dientes fijos que llevará el paciente. Los dientes implantados tienen un aspecto natural y son la mejor elección para devolver al paciente la sensación de firmeza y confort que tenía con sus dientes naturales.

Este procedimiento se realiza con el objetivo de reponer una o múltiples ausencias dentarias. Su colocación se realiza mediante una intervención quirúrgica empleando anestesia local (en ocasiones, complementada con sedación), lo que hace este procedimiento totalmente indoloro. Durante el postoperatorio, el paciente tomará medicación que le ayudará a tener una rápida recuperación, incorporándose inmediatamente a su vida cotidiana. El empleo de modernas técnicas microquirúrgicas mínimamente invasivas, facilitan al cirujano una mejor maniobra quirúrgica y del mismo modo, el paciente tendrá una mejor recuperación, disminuyendo la aparición de complicaciones, presencia de dolor, inflamación o hematomas.